Smart Destination vs Turismofobia

20.03.2018

Todos los datos comentados en el post anterior sobre el turismo en España son positivos y esperanzadores, pero hay varios factores a tener en cuenta que hace que no todo el mundo este satisfecho con la llegada de turistas y no son otros que:

- Falta de control en los alojamientos turísticos ilegales: economía sumergida y por lo tanto falta de control por parte del Estado.

- Alojamientos turísticos legales: Se están convirtiendo en masivos (225.000 alojamientos en estos momentos en España), generan molestias a los vecinos dado la entrada y salida constante de turistas.

En algunas zonas céntricas este tipo de alojamiento puede llegar incluso a ocupar el 50% de un inmueble.

Encarecen el precio de los alquileres de los inquilinos de largo plazo, se pierde la identidad de los comercios de la zona, desapareciendo el comercio de proximidad debido a que estos terminan orientándose al turista, se incrementan en general los precios de la hostelería de ese barrio. Un ejemplo sería el barrio de la Barceloneta.

- Turismo de borrachera: turistas de pocos recursos económicos (estudiantes, jóvenes) los cuales vienen con paquetes de viajes muy baratos, generalmente desde Inglaterra y Alemania. La mayoría viajan a zonas costeras, apenas dejan dinero, no hay visitas culturales ni interés por la gastronomía o idiosincrasia de la ciudad. Por lo que generan muchos problemas vecinales y mala imagen para la zona. 

- Los cruceros (en zonas costeras): masificaciones y poco beneficio para la ciudad.

- Estacionalidad: zonas muy orientadas al turismo según temporada. Hace que los hoteles tengan verdaderos problemas para subsistir a la vez que solo genera empleo temporal.

- Turismo masivo: zonas completamente abarrotadas en las que es complicado caminar con normalidad, grandes problemas para los residentes (suciedad, ruidos, atascos), pérdida de identidad de la ciudad. Finalmente se convierten en parques temáticos de turismo.

Os adjunto un vídeo de humor sobre el exceso de turistas y la animadversión de los residentes.

Este mal no solo atañe a España, aquí un ejemplo de una ciudad asediada por el turismo por el cual los ciudadanos oriundos la están abandonando, no es otra que Venecia.


Debido a todos los problemas mencionados, se está creando un clima de turismofobia en muchas de las ciudades más visitadas.

¿Smart Destination podrá paliar o solucionar estos problemas?

En algunos de los casos si, imaginemos que llega un crucero y ya se tienen los datos de ocupantes, etc., se puede dotar una flota de taxis más numerosa, habilitar distintas vías de acceso, ofrecer diferentes visitas culturales/gastronómicas distribuyéndolos por distintas zonas, resumiendo, utilizar el big data para sacar mayor provecho a la visita del turista y a su vez tener disponible todos los servicios necesarios para evitar aglomeraciones e incomodidades para los residentes.

Algo parecido puede pasar con zonas muy masificadas, se podrá regular la entrada de autobuses turísticos en función de la cantidad de gente que haya en cada momento.

Habilitar avisos a través de Apps para los turistas donde se les comunique que no pueden visitar una determinada zona, museo, porque el aforo está completo.

Recogida de basuras y limpieza más efectiva, sabiendo en todo momento el estado de los contenedores (sensorización).

Diversificar la oferta de hostelería, enviando ofertas personalizadas según afinidades.

Mejora de la seguridad pública, con Apps para poder denunciar on line, controlar aglomeraciones (incluso con software que identifica el número de personas con una desviación de entre el 5-10%), videovigilancia en calles conflictivas.

Dotar de Wifi gratuito las zonas más turísticas, potenciando el marketing directo y segmentado.

Otra actividad que se está llevando a cabo es la monitorización de los TPV'S, lo cual da un conocimiento de las tendencias, gasto medio de los turistas, nacionalidades, así como otros datos de interés que luego pueden ser utilizados para mejorar la experiencia del turista e intentar elevar el gasto medio de cada visitante.

Respecto al tema de los apartamentos ilegales, Smart Destination poco puede aportar, esto se podría solucionar a través de la Administración pública, con una política de inspecciones más intensa en todas las zonas susceptibles de tener alojamientos ilegales así como en el caso de los legales, poner topes de licencias, revisables en periodos cortos.

Para el turismo de botellón nos encontramos con dos casuísticas, los vecinos de determinadas zonas famosas por su desmadre (Magaluf, Salou, Lloret) están cansados de este tipo de turista, pero también existe una parte de la hostelería que se manifiesta satisfecha con este turismo debido a que pueden combatir la estacionalidad.

Ahora mismo la única forma de erradicar esta situación es a través de multas restrictivas por beber en la vía pública, comportamientos indecorosos, etc. Pero habrá que buscar nuevas fórmulas para mejorar la calidad del turista de estas zonas.

Algunas comunidades y ciudades están fijando un tope de alojamientos. Otra fórmula para frenar el exceso de turistas.

Algunas zonas combaten la estacionalidad buscando soluciones alternativas como puede ser aprovecharse del entorno natural con nuevos servicios. Como las estaciones de esquí, las cuales se están reciclando el resto de temporada sin nieve, ofreciendo deportes alternativos como senderismo, rutas en bicicleta u otras muchas actividades deportivas así como incentivando las vacaciones familiares.

Desde mi punto de vista creo que si se trabaja bien en un Smart Destination de calidad, tanto el ciudadano como el turista saldrán altamente beneficiados. Esto lo podremos comprobar en los próximos 3 o 4 años, dada la cantidad de iniciativas que se están llevando a cabo en estos momentos.

Os dejo algunos ejemplos de Apps o plataformas innovadoras orientadas al turismo.

La plataforma CMX aprende el comportamiento del turista para ofrecerle diferentes ofertas, mejores servicios, evitar masificaciones, largas esperas (museos, etc.).

En Apps de servicios al turista tenemos We Go (actualmente para Barcelona) con la cual dependiendo de tus gustos culturales, gastronómicos, encontrarás un anfitrión oriundo que te ayudará en tu viaje.

SmartVel: Plataforma B2B para que las agencias, hoteles, alquileres de coches, ofrezcan a sus clientes diferentes opciones culturales, ocio, gastronómicas, para disfrutar de la ciudad.

Smartecomap: Según gustos y preferencias del turista le da todo tipo de información sobre cualquier pregunta que tenga acerca de actividades a realizar, horarios de zonas de interés, temperatura, museos, restaurantes...